miércoles, 15 de abril de 2009

Nota en www.eltigreverde.blogspot.com

Tigre – Canal DPH – Una obra de nunca acabar.

El canal DPH, es una rectificación del río Reconquista, que se extiende desde el puente de la Panamericana hasta el puente el Taurita, ubicado en la confluencia de la ruta 197 y dicho río y tiene una extensión de 5200 metros.
Este canal debió estar terminado previo a la iniciación de las obras motivo de la creación de la UNIREC, en el que los trabajos parcialmente ejecutados durante la Administración Armendáriz, implicaron el cegamiento del sinuoso cauce original del Río, y la excavación del canal artificial, sin tomarse ninguna precaución respecto a los lodos de fondo contaminados, habiéndose alterado además en forma inconsulta los límites entre Partidos.
El ensanchamiento del cauce del canal, fue licitado por el gobierno bonaerense en 1985. Querían empezar por su parte más contaminada: cinco kilómetros, a la altura de San Fernando y Tigre. El propósito era corregir la poca pendiente del río, que hace que el agua se estanque y provoque inundaciones. Los plazos de obra nunca se cumplieron y la Provincia rescindió el contrato.
Los costos de adecuación del Canal DPH y el nuevo puente el Taurita, quedaron inscriptos en el presupuesto general del ejercicio 2004 de la Provincia de Buenos Aires.
En dicho año, el Gobierno provincial llamó a una licitación que quedó desierta. Ofrecían 6 millones de pesos, una cifra por la que ninguna empresa quiso cotizar. Luego el canon fue subido a 10 millones de pesos y redujeron el plazo de la obra de 24 a 12 meses. Tampoco tuvieron suerte, la obra continuó paralizada.

En el año 2005, en Obras Públicas bonaerenses dijeron estar buscando las partidas presupuestarias para financiar las obras. Si conseguían los recursos, llamarían a licitación a partir de julio de ese año. No tuvieron suerte, las obras continuaron paralizadas.
Ya en el año 2006, el Departamento Ejecutivo de la Municipalidad de Tigre celebró un contrato con la UNIREC, Dirección Provincial de Saneamiento y Obras Hidráulicas, por el cual se procedería a la adecuación del canal DPH, lo cual involucraba la remoción de 170.000 m3 de lodos los cuales serían depositados en el predio posesión municipal según Resolución Nº 492/99.
En la clausula segunda de dicho contrato, no obstante ser el río Reconquista uno de los cursos de agua mas contaminados del mundo, se dejó constancia “que de los análisis realizados a los sedimentos del canal en cuestión por expertos ambientales contratados por el UNIREC a ese fin, se determinó que las concentraciones totales y las de lixiviado de los mismos, se encontraban por debajo de los límites establecidos para su disposición”.
El 23 de marzo de 2006, en reunión pública ocurrido en la sede la Fundación Pro Tigre y Cuenca del Plata, la entonces Secretaria de Política Ambiental de la Provincia de Buenos Aires, acompañada por la funcionaria Ing. Graciela Suárez, negó la posibilidad de que se hubieran realizado en función del convenio en cuestión, los debidos estudios de impacto ambiental y puso públicamente en duda, los resultados de los análisis enunciados, señalando que los barros deberían ser colocados en recintos especiales en el mismo cause del río y se debía evitar su traslado a otro lugar para su disposición. El planteo oficial de la Secretaria, de público conocimiento, motivó que el día 18 de abril de 2006, el Intendente de Tigre, Ricardo Ubieto le enviara una nota al Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, a la SPA y al titular de la Dirección de Hidráulica, en la que les comunicó la decisión del Ejecutivo Municipal de Tigre, de suspender las obras en cuestión, hasta tanto los organismos provinciales actuantes (la SPA y la DH), se pusieran de acuerdo.


El 29 de abril de 2006, en una reunión que el Gobernador Solá y sus principales Ministros mantuvieron con varios Intendentes de la primera sección electoral, se analizaron entre otros temas, la obras de saneamiento en el río Reconquista, fundamentalmente en el Canal DPH. La idea expuesta fue la comenzar rápidamente con las obras para permitir el escurrimiento de las aguas en San Fernando, Tigre y San Isidro. De la reunión tomaron parte los intendentes de San Fernando, Campana, General Las Heras, General Rodríguez, Hurlingham, Ituzaingó, José C. Paz, Luján Malvinas Argentinas, Mercedes, Merlo, Moreno, Pilar, San Miguel, Suipacha y Tres de febrero. Increíblemente de esta reunión no participó el Intendente de Tigre. El 14 de junio de 2006, la Dirección Provincial de Saneamiento y Obras Hidráulicas, dependiente del Ministerio de Infraestructura, Vivienda y Servicios Públicos de la Provincia de Buenos Aires, llamó a licitación pública (Expte. N° 2406-464/05) para la adjudicación de la obra: “Adecuación de la sección hidráulica del canal DPH”, jurisdicción de los partidos de Tigre y San Fernando, cuyo presupuesto oficial ascendía a $ 18.438.619,44. Según el Acta N° 1474, se recibieron tres propuestas: La de Pentamar S.A. de 21.036.797$, la de Dragados y Obras Portuarias S.A. de 20.833.045,18$ y la de Laveco S.A. de 20.184.329,89.


A partir de allí un pesado manto de silencio cayó sobre las obras del canal, hasta que en función de una gacetilla de prensa oficial emitida el 16 de abril de 2008, se supo que la ministra de Infraestructura, Cristina Álvarez Rodríguez junto a los secretarios de obras públicas de los distritos de San Martín, Morón, Tres de Febrero, Malvinas Argentinas, Hurlingham, Ituzaingó y San Miguel sobrevolaron las obras que se ejecutaban en la cuenca del río Reconquista, a fin de observar los trabajos de construcción del puente a la altura de la ruta Panamericana, la marcha del dragado del canal DPH emplazado entre esa autopista y la ruta 197 y la pista nacional de remo hasta la desembocadura en el río Luján.
El 17 de octubre de 2008, la ONG Amigos del Río Sano, alertó respecto a las obras de construcción del llamado Aliviador Pavón, el cual según los planos que se adjuntaron en la oportunidad, desembocaría debajo del puente de la Panamericana en su cruce con el río Reconquista. Este emprendimiento hidráulico beneficiará directamente a más de 100.000 vecinos al impedir anegamientos en territorio del distrito de San Isidro, atento que captará aguas de Villa Adelina, pasando por Boulogne, Santa Rita, La Horqueta para desembocar luego en el río Reconquista. Respecto a esta obra, no se pudieron obtener datos técnicos respecto a la forma e intensidad con que esta obra, impactará sobre la cuenca baja del río Reconquista.

En función de las dudas existentes respecto al desarrollo de las obras comentadas, el 6 de febrero de 2009, solicite a la Srta. Directora General de Gestión Ambiental de la Municipalidad de Tigre, en mi calidad de integrante del Consejo Consultivo de la Cuenca Baja del Rio Reconquista, me informa sobre los siguientes puntos:
· Me confirme si en el canal DPH (Rectificación del río Reconquista, que va desde Panamericana hasta el Puente “El Taurita”), se están realizando obras hídricas y de saneamiento.
· En caso afirmativo, me informe cual es la autoridad provincial responsable de las obras en cuestión.
· Cual es la empresa responsable de la obra, los objetivos, características técnicas, costo atribuido y términos de la misma.
· En caso en que este planeado o en marcha el dragado y/o rectificación de márgenes del canal DPH, solicito me informe la cantidad en m3 de lodo, que se estima se deberán remover para cumplir con los objetivos de la obra. Si está previsto algún tipo de tratamiento de los dichos lodos y cual será la disposición final de los mismos.
· También solicito me informe si la obra en cuestión cuenta con el debido estudio de impacto ambiental, y en su caso, si la Municipalidad de Tigre efectuó algún tipo de análisis técnico respecto al estado del agua y barros del canal en cuestión.
Ya para cerrar corresponde dejar apuntado, que el pedido de informe mencionado anteriormente, no fue contestado.

Ricardo Barbieri (para El Tigre verde)


¿¿¿ALGUNA VEZ TENDREMOS LOS VECINOS RESPUESTA A LOS PEDIDOS DE INFORME???

No hay comentarios: